Si miras verás

¡Buenos días!

La vida es como conducir un coche, puede ser emocionante, misterioso, divertido, excitante donde hay curvas, badenes, rotondas, como cualquier otra cosa, la carretera tiene sus límites, sus reglas, su propia lógica.

Que, por supuesto, hay que conocer para poder llegar a la meta.

Si observas la metáfora.

Llegar a la meta, al objetivo, conseguirlo, ganar,  no sería otra cosa que ser feliz, sentir que estás teniendo lo que en realidad quieres. Sin embargo, a veces puede ser una de las  experiencias desagradables.

Esto es un proceso de crecimiento personal, la vida nos va dando pistas de por qué no nos está funcionando lo que estamos haciendo  y nos pone una rotonda, nos corta una calle. Pero muchas veces no las vemos, eso no quiere decir que no ocurran.

Nos quejamos muchas veces de que no tenemos suerte, que a nosotros no nos pasan las cosas buenas de que todo nos sale mal y cuando estamos enfocados en ese pensamiento no podemos ver las infinitas posibilidades que te da la vida porque no te abres a verlas.

No podemos ver aquello a lo que no prestamos atención, vemos lo que queremos ver y la mitad de las veces nos perdemos muchas opciones, y no es que no estén, sino que no las vemos.

El universo te enseña lo que te permites ver y experimentar.

Observa el vídeo  para descubrirlo. Me encanta este video es una prueba de que vemos lo que queremos ver….

¿Y tú qué ves?

¿De qué te has dado cuenta? ¡Que tengas un día extraordinario! www.isabelgarzon.com