Sabiñánigo decreta dos días de luto y condena la muerte violenta de una niña de 8 años

El Ayuntamiento de Sabiñánigo ha decretado dos días de luto oficial tras la muerte violenta, presuntamente por los malos tratos infringidos por su tío, de Naiara Valentina Abigail Briones, de 8 años.

La localidad y numerosos pueblos próximos se levantaban este sábado conmocionados con la noticia. La niña fallecía el viernes en el Hospital Miguel Servet de Zaragoza al parecer tras recibir una brutal paliza presuntamente propinada por su tío, que convivía con la menor en un domicilio de Sabiñánigo, y que ya ha sido detenido por la Guardia Civil y puesto a disposición judicial. El protocolo de emergencias se activó por parte del Centro de Salud de Sabiñánigo, ante la sospecha de que la pequeña podría haber sido víctima de malos tratos al comprobar las lesiones que presentaba.

La condena ha sido unánime por parte de la sociedad serrablesa y de otros pueblos próximos. Los mensajes de repulsa a estos hechos se han hecho virales en las redes sociales, ante la sorpresa y la incredulidad de los vecinos, que han lamentado profundamente la muerte de la pequeña y las circunstancias en las que se ha producido.

muerte niña sabiñanigoA primera hora, con carácter extraordinario y urgente, la Junta de Portavoces del Ayuntamiento de Sabiñánigo se reunía para “decretar dos  días de luto oficial como muestra de dolor por la muerte violenta de Naiara Valentina Abigail Briones, desde las 12 horas de hoy, sábado, a las 12 horas del lunes, día 10”. El Ayuntamiento convocaba una concentración de repulsa en la Plaza de España, en la que se leía un manifiesto y se guardaba un minuto de silencio. Tanto “el Ayuntamiento como los Servicios Sociales de la Comarca están acompañando y ayudando a la familia en tan doloroso trance”, han explicado.

Durante la concentración, a la que se han sumado decenas de personas a pesar de la inmediatez de la convocatoria, la Corporación Municipal ha querido enviar el pésame a la familia. “Hoy somos una ciudad profundamente dolorida. Y queremos expresar con rabia pero con serenidad nuestra más enérgica condena ante este acto violento”, rezaba el manifiesto leído por Pilara Piedrafita, en nombre del Ayuntamiento y expresando el sentimiento de todo el pueblo, hundido en un ambiente de dolor, rabia e impotencia ante los acontecimientos.

“La infancia no es sólo nuestro futuro sino que debería ser también el lugar feliz donde crecer y hacer posible nuestros sueños. Nada, y menos la violencia, debería impedir que nuestras niñas y niños crecieran felices y libres”, continuaba. "Por eso debemos estar juntos y trabajar solidariamente para que hechos como este no se produzcan nunca más”, tras lo que se ha guardado un minuto de silencio “como muestra de repulsa y apoyo a Naiara”.