Más de 30 personas participan en la quedada de Susín para seguir recuperando el pueblo

14666231_1327967970570620_1527233948921912928_n

Más de 30 personas participaron este fin de semana en la última quedada de Susín, unas jornadas de trabajo que tienen como objetivo recuperar poco a poco este pueblo, siguiendo con el deseo de Angelines Villacampa, que fue quien impulsó la recuperación de su memoria. En esta ocasión, los asistentes estuvieron trabajando en la recuperación del muro que va desde el pueblo hasta la ermita de la Virgen de las Eras. Estas quedadas se organizan siempre el último sábado de cada mes. La próxima, está prevista para el 26 de noviembre, según ha previsto la Asociación Mallau Amigos de Susín, una asociación creada con el objetivo de impedir que Susín, con un importante legado histórico y patrimonial, desaparezca o caiga en el olvido como consecuencia de la despoblación, como ha ocurrido con otros pueblos del Pirineo.

14606402_1327967393904011_1704687585489664219_nEn este sentido, y dentro de las actividades puestas en marcha desde Amigos de Susín, siguen a la venta los calendarios 2017 de la asociación, cuyos beneficios se destinarán a la restauración de los edificios singulares, tales como la ermita, la herrería, el lavadero o la iglesia, a un precio de 5 euros. Se pueden adquirir a través de los miembros de la agrupación, en Biescas (Farmacia Gazo en Plaza del Ayuntamiento, 2), en Sabiñánigo (Papelería Sabi-Estanco Tresaco, en calle Serrablo, 25, o en Huesca (Papelería Iris, en Plaza Pico de Guara, 2). Además, en los mismos establecimientos de Biescas y Sabiñánigo, está a la venta la lotería de Navidad de la asociación y, en Huesca, en SH Correduría de Seguros (calle Alcoraz, 6, 2º C).

Además, el próximo sábado, 5 de noviembre, Susín se llenará de los acordes de los violines de La Caja de Música, que ha elegido este lugar para la grabación del vídeo de la pieza Gymnopédie No.1 de Erik Satie. La asociación Mallau ha invitado al que quiera acudir a participar en este evento único, que permitirá disfrutar de las composiciones sonando entre las casas y por las calles de Susín, si bien se pide colaboración para favorecer la grabación, ya que no se trata de un concierto normal.

por Rebeca Ruiz