Liberados en un sabotaje 6 linces de un parque faunístico en el Alto Gállego

  • La pasada madrugada autores desconocidos cortaron parte de la valla del recinto de los linces boreales escapándose los 6 ejemplares que allí habitan, cinco adultos y un cachorro.
  • En la mañana de hoy se pasó aviso a la Guardia Civil dirigiéndose al lugar patrullas de Seprona y Seguridad Ciudadana. 
  • Han sido localizados y atrapados cuatro linces adultos, tres con dardos anestésicos y uno con la ayuda de un lazo. 
  • Se continúa la búsqueda de otras una hembra y del cachorro.

lincesEn la mañana de hoy se ha recibido un aviso en central 062 de la Guardia Civil desde un parque faunístico de la comarca del Alto Gállego, informando que autores desconocidos habían cortado parte de la valla del recinto donde se encuentran los linces boreales, haciendo una oquedad por donde habían escapado los seis ejemplares que lo ocupan.

Se ha puesto en marcha un operativo policial por parte de las patrullas de Seprona con colaboración de unidades de Seguridad Ciudadana y de personal del propio parque, compuesto de dos partes, la primera la más urgente la rápida localización y captura de los animales causándoles el menor daño posible. La segunda por parte de los Equipos  de Investigación del Seprona de la Guardia Civil de Huesca, recoger todos los indicios y pruebas que lleven a la localización del autor/es de los hechos, los cuales habrían cometido un delito de daños y otro contra la fauna, al soltar animales no autóctonos.

A lo largo de la mañana se han localizado un ejemplar macho y una hembra que han sido capturados tras ser anestesiados con dardos y una segunda hembra que ha sido capturada mediante lazo por personal del Seprona de la Guardia Civil.

A media tarde ha sido localizada otra hembra y, tras ser sedada con dardos anestésicos, ha sido capturada.

En estos momentos se continúan las labores de búsqueda de una hembra y un cachorro, se han seguido huellas fuera del recinto del parque faunístico y se tiene localizado al cachorro y en estos momentos se prevé que entre al recinto por sus propios medios.

No se descarta la localización y captura del último ejemplar, no obstante este tipo de animal es huidizo por naturaleza y no supone, en principio, un peligro para las personas, además al haber sido criados en cautividad, la presencia humana no les es extraña y al estar cercano el anochecer y ser animales acostumbrados a recibir la comida a la misma hora de la tarde, se cree que el mismo pudiera regresar para alimentarse.