Las cosas simples pueden llevar a grandes cambios