El PAR urge a la DGA un programa de sensibilización empresarial sobre la necesidad de la economía circular

El Partido Aragonés ha presentado una proposición no de ley instando al Gobierno de Aragón a la creación de un programa de sensibilización entre las industrias y pequeñas y medianas empresas de la Comunidad Autónoma sobre las necesidades de la Economía Circular para avanzar hacia un sistema sostenible y competitivo en el que se haga “un uso eficiente de los recursos”.

J GuerreroEl Partido Aragonés ha presentado en las Cortes de Aragón una propuesta para su tramitación ante la Comisión de Economía con la que quiere conseguir que el Gobierno de Aragón “cree un programa de sensibilización entre  industrias y PYMES que dé a conocer las necesidades de la “economía circular” y su importancia en el entorno de la Visión Europea "Horizonte 2020" para una correcta transmisión de la información a todos los agentes de la cadena de valor en Aragón".

El impulsor de la iniciativa, el diputado, Jesús Guerrero, explica que el aumento de la población y la escasez de los recursos, subraya, hacen necesario un cambio de paradigma del concepto "producir-usar-tirar" a un sistema sostenible y competitivo en el que se haga “un uso eficiente de los recursos”. Esto se conoce como “economía circular” que persigue “mantener los materiales, productos y recursos el máximo tiempo posible en la economía con el fin de minimizar la generación de residuos, los consumos energéticos y de agua, al tiempo que se evitan daños contra el medio ambiente”.

El plan sobre economía circular de la Comisión Europea, ha señalado, persigue la creación de una economía “sostenible, limpia y competitiva que aporte beneficios la industria y la sociedad”. Los objetivos marcados en este plan, señala Guerrero, están alineados “con la Agenda de Desarrollo Sostenible para 2030 de las Naciones Unidas, en particular con el objetivo 12 "Producción y consumo sostenible". Este concepto se basa en tres principios: la preservación de las fuentes materias primas finitas, la optimización de las fuentes reciclando los productos manteniéndolos el máximo tiempo en el sistema y la minimización del impacto sobre el entorno.

Jesús Guerrero subraya que aunque parece que las principales barreras con las que se encuentra la industria son la financiación y la falta de información, desde Europa “se está facilitando su superación mediante líneas de apoyo a la I+D y foros de consulta, y se pretende que estas líneas queden claramente definidas en los estados miembros y en las regiones en el marco del Horizonte 2020”.