El Congreso del Libro Electrónico de Barbastro se celebrará del 7 al 9 de noviembre con Colombia como país invitado

La VI edición del Congreso del Libro Electrónico de Barbastro ya tiene fecha. En esta ocasión se adelanta respecto a su celebración habitual una semana y el Congreso tendrá lugar los días 7, 8 y 9 de noviembre en la sede de la UNED de la capital del Somontano. La cita, que cumple seis años como referencia del sector, está organizada por la Diputación Provincial de Huesca y cuenta con la colaboración del Ayuntamiento de Barbastro y la UNED de Barbastro.

CLE 2017 Javier Celaya lee conclusiones. Foto Javier Broto

El Congreso mantiene su estructura, celebrando talleres el primer día, y dedicando las otras dos jornadas a los encuentros profesionales, presentación de proyectos y a las conversaciones abiertas que tocarán temas relacionados con el sector del libro y sus últimas novedades. Igualmente, Javier Celaya repite por tercer año como director y contará con un equipo de expertos que conformarán el Comité Asesor, que lo apoyará en las jornadas profesionales.

 

Colombia, país invitado

Colombia toma el relevo de México y será el nuevo país protagonista en 2018 del Congreso del Libro Electrónico de Barbastro. Este estado latinoamericano es uno de los más pujantes del sector editorial digital en América Latina. Por ello, desde el salón de actos de la UNED se contactará con expertos colombianos, quienes ayudarán a comprender a los asistentes las vicisitudes del mercado del libro colombiano, así como sus principales tendencias a través de informes y estudios actuales. En este contexto, se analizarán la actual oferta digital, los canales de venta y otros aspectos clave de este sector en crecimiento.

La nueva edición parte de las experiencias vividas en 2017, en las que el Congreso avanzó en varias líneas de trabajo, centrándose en la importancia de la autoedición, una esfera que cada vez tiene más peso y a la que hay que tener en cuenta a la hora de estudiar la industria; en el auge del audiolibro como una nueva manera de acercarse a la literatura y fomentar la lectura; en la oportunidad de la exportación digital en un mercado global entre España y América Latina; y en la consolidación de los modelos de suscripción en el mundo del libro y en otros campos de la cultura.