El alcalde de Huesca recibe a los alumnos que inician los programas de formación en viveros e instalaciones electrotécnicas

El alcalde de Huesca, Luis Felipe, ha dado la bienvenida esta mañana a los alumnos y alumnas que comienzan este curso los Programas de Cualificación Inicial de Formación Profesional, que lleva a cabo el Ayuntamiento de Huesca en colaboración con el Departamento de Educación del Gobierno de Aragón.

Los alumnos, jóvenes de 16 a 21 años, que no han obtenido el título de Graduado en Educación Secundaria Obligatoria y buscan adquirir competencias profesionales, se formarán en los perfiles de operario de viveros, jardines y centros de jardinería (impartido en la Huerta Calasanz, en la carretera de Arguis) y de ayudante de instalaciones electrotécnicas y de telecomunicaciones (impartido en las aulas de la Costanilla del Suspiro). En cada uno de ellos hay 15 plazas.

El alcalde se ha dirigido a los alumnos, algunos de ellos acompañados de sus padres, y les ha animado a “aprovechar la oportunidad de formarse para desempeñar un trabajo con importantes salidas profesionales, no solo adquiriendo conocimientos teóricos sino con prácticas en empresas para acercarse el mundo laboral”. Luis Felipe ha señalado que Huesca necesita mano de obra especializada y ha explicado que “el Ayuntamiento busca acomodar la formación a la oferta de trabajo”.

En este sentido ha recordado la importante labor que cumplen estos programas de formación, que el Ayuntamiento de Huesca lleva impartiendo 23 años de forma ininterrumpida, “con lo que hemos colaborado en la formación e inserción de más de 700 alumnos y alumnas”. Esa  formación se complementa además con medidas de acompañamiento como son el servicio de apoyo psicosocial para jóvenes y familias y la atención e intervención social o psicológica desde los distintos profesionales de los Servicios Sociales en los casos que se considere necesario.

En el acto, el equipo educativo encargado de impartir los cursos ha explicado el funcionamiento de los mismos al alumnado, que después ha tenido oportunidad de conocer las instalaciones donde se llevan a cabo.

El objetivo es que todos los alumnos alcancen competencias profesionales para la obtención de un certificado de profesionalidad de nivel 1 y tener la posibilidad de una inserción sociolaboral satisfactoria. Por otro lado, se pretende facilitar el desarrollo y la adquisición de las competencias básicas de la educación obligatoria para proseguir estudios en otras enseñanzas como la Formación Profesional o el Graduado en Secundaria para personas adultas.

La duración del curso es de nueve meses, incluyendo formación teórico-práctica en aulas y talleres formativos y prácticas en empresas. Las clases empiezan mañana martes, día 18 de septiembre de 2018, y terminarán en junio de 2019.