Economía ayuda a Castejón de Sos, Benabarre y Graus a mejorar sus infraestructuras y fomentar la actividad empresarial

El departamento de Economía, Industria y Empleo ha concedido ayudas a once municipios aragoneses dentro de la convocatoria del Fondo Local 2018. Unas subvenciones que tienen como objetivo impulsar inversiones en infraestructuras que fomenten la actividad empresarial. La cuantía total de estas ayudas, que se conceden prioritariamente a municipios con menos de 1.500 habitantes, ha ascendido a un millón de euros y ha permitido financiar actuaciones en cinco poblaciones de Teruel (Calaceite, Calamocha, Villarroya de los Pinares, La Portellada y Peñarroya de Tastavins), tres en Huesca (Castejón de Sos, Benabarre y Graus) y tres en la provincia de Zaragoza (en Grisel, Tauste y Alcalá de Ebro).

En concreto, en la provincia de Teruel se han financiado actuaciones relacionadas con el centro transformador del polígono Las Lagunas en Calaceite; la ampliación del polígono agroalimentario de Calamocha y la urbanización de un vial en el polígono industrial de Villarroya de los Pinares. También se ha financiado mejoras en el víal del polígono de La Portellada y la iluminación del polígono de Peñarroya de Tastavins.

En la provincia de Huesca, se ha beneficiado de estas ayudas Castejón de Sos para el saneamiento y abastecimiento de su nuevo camping; Banabarre para la urbanización de suelo y Graus para la creación de accesos a la ampliación del polígono industrial y la mejora de la iluminación.